Beneficios del uso de la tisana

Jueves, 19 de Mayo de 2016

Las tisanas de hierbas son infusiones que se desarrollan con términos medicinales o nutricionales. Para realizarlas se usan las flores, raíces o frutos de distintas plantas medicinales con muchas propiedades de provecho para la salud.

Aunque se las conoce como té de hierbas, en realidad vienen de los tés tradicionales, que están hechos con las hojas secas de las plantas. Las tisanas de hierbas normalmente son  usadas en medicina natural para emplear sus efectos sedantes, relajantes, estimulantes o terapéuticos.

Estos son los principales beneficios de la tisana:

• Evita el envejecimiento porque tiene antioxidantes que permiten que el cuerpo tenga una función mucho mejor evitando los posibles malestares comunes.

• Es un excelente potenciador del sistema inmunológico, evitando las enfermedades.

• Es muy rica en flúor, lo cual permite tener una dentadura mucho más sana y limpia. 

• Es un extraordinario diurético y permite la disminución de la retención de líquidos.

• Ayuda a regular el nivel del colesterol, así como la tensión arterial.

• Controla de manera fácil y eficaz la glucemia en los pacientes que padecen de diabetes.

Su modo para preparación es por cocción para sustraer mucho más sus bondadosas propiedades medicinales, ya que aunque se hace uso de las hojas que es una parte sensible de esta planta, también se usan los tallos que necesitan más tiempo de cocción.

Su uso general es como alimento, que incluso se puede emplear en ensaladas, pero también se puede realizar escaldado, de forma parecida a las acelgas o espinacas. 

Su ingesta aporta muy pocas calorías, ya que tiene muy pocos hidratos de grasa y carbono. En cambio, contiene folatos, betacaroteno, clorofila y vitaminas C y E.

La tisana se puede utilizar tanto para mejorar los problemas relacionados con el sueño, como para sentirte más relajado durante el todo el día. Al ser inocua se aconseja en el embarazo para ayudar a las madres gestantes a dormir más y mejor. Pero aún así, siempre es preferible consultar primeramente con el ginecólogo.

Google+ Linkedin Whatsapp Pinterest